A veces hay que darle vuelta a la hoja y comenzar de nuevo aunque cueste o duela.

Frase de Dolores Ibárruri “La Pasionaria”