Cuando un sueño se cumple, un duende esboza una sonrisa. Que el próximo año, tus duendes aprendan a sonreír todos los días

Frase de Anmimo